Carrito 0

Los 6 errores que jamás debes cometer en LinkedIn

linkedin redes sociales

Errar es de humanos, y así como lo haces en tu día a día, no faltará la oportunidad de hacerlo en redes sociales. Eso sí, hay algunas equivocaciones que te costarán más que otras, por eso queremos recomendarte estos 6 errores que jamás debes cometer en LinkedIn.

Toma en cuenta que cada red social tiene sus propias características, pese a que su objetivo más importante es el mismo: que generes contactos y amplíes tu círculo social.

LinkedIn, en este panorama, toma cierta importancia pues los contactos que vas a generar aquí son de carácter profesional, lo que se traduce en posibles negocios y oportunidades laborales.

Dicho esto, asegúrate de no hacer lo siguiente…

No uses una foto de perfil de baja calidad

Según un estudio realizado por Sales for Life, si usas una buena imagen de perfil tienes 11 veces más probabilidades de que te vean. Esa exposición gratuita se podría traducir en oportunidades de negocio, así que no dejes escapar la oportunidad.

Tu foto de Facebook seguramente no será la mejor opción para LinkedIn, pero tampoco uses una en traje que parece salir de un CV de los ochentas. Procura comunicar confianza y buena onda, eso siempre funciona.

No escribas un resumen demasiado largo (o corto)

Hay muchas probabilidades de que tu próximo socio o empleador no esté interesado en tus logros de la primaria. Al menos que, ya sabes, hayas hackeado el pentágono a los 8.

Dicho esto, aprovecha el área del resumen de tu perfil para indicar de manera clara y directa para qué eres bueno. Procura que no tenga un solo párrafo, pero por favor, no escribas un artículo ahí mismo. Créeme: nadie lo leerá.

Recuerda que LinkedIn te ofrece espacios adecuados para tus logros, experiencia, gustos y más información que entiendas, es de interés para otros.

No hables en tercera persona

¿Alguna vez iniciaste una entrevista de trabajado hablando de ti mismo en tercera persona? Seguramente no (espero que no), así que evítalo en tu perfil de la misma manera.

No olvides especificar claramente tu información de contacto

Muy pocas personas revisan su perfil de LinkedIn con la misma frecuencia que su perfil de Facebook. Lastimosamente en los negocios no hay tiempo para esperar, así que podrías perder ese trabajo por no haber leído ese mensaje privado.

Por esta razón (más aún si trabajas en ventas) debes dejar claramente especificadas las vías de contacto para contigo. Tu perfil de Twitter o una dirección de correo podrían ser las mejores opciones.

No uses tus superpoderes

“El mejor”, “El único”, “Gurú”. Si comienzas así tus oraciones, entonces nadie te tomará enserio. Es simple, todos sabemos que no eres el mejor, ni el único, ni tampoco un gurú en nada.

Es muy posible que seas muy bueno en lo que haces y que tu experiencia sea mayor a la del resto, lo cual lo debes dejar en claro de una manera natural. Si te auto-promocionas demasiado, tu imagen se verá afectada.

Responde esta pregunta y seguramente vas a encontrar una mejor forma de contarnos tus habilidades: ¿A quién ayudo y cómo los ayudo?

No envíes spam

LinkedIn fue creado para facilitar los negocios entre sus miembros, así que no hay nada de malo en enviar un mensaje interno tratando de vender tus productos o servicios.

Lo que debes asegurarte es que dichos mensajes no caigan en el negro abismo del spam. Esto es, mensajes 100% promocionales, no personalizados y sin ninguna otra razón aparente que la de venderte algo.

De hecho, según un estudio de HubSpot el 64% de las personas calificaron como “espeluznantes” a los mensajes de ventas genéricos enviados a través de LinkedIn.

Si quieres que tu mensaje sea escuchado, compra publicidad, no llenes el buzón de tus contactos.

Bono: usa esta plantilla para enviar mensajes internos de ventas inteligentes

¿Quieres captar la atención de un contacto que consideres importante? Estúdialo, entiende lo que hace y lo motiva, solo después envíale un mensaje parecido a este:

La anatomía de un gran mensaje de ventas en LinkedIn

  1. Comienza por su primer nombre
  2. Menciónale cómo lo conoces
  3. Haz un comentario sobre su trabajo
  4. Crea una conversación
  5. Pídele permiso para unirse a su círculo
  6. Firma con tu nombre

Consejos bastante útiles gracias a HubSpot.

En fin, si lo que deseas es obtener réditos de tu perfil de LinkedIn, úsalo de manera acorde. No se trata de abrir una cuenta por abrir, se trata de dedicarle tiempo y esfuerzo, solo así lograrás captar la atención de otros.



Publicación más antigua Publicación más reciente